Ni el peor de los días tiene más de veinticuatro horas.

viernes, 13 de agosto de 2010

¿Nunca te has parado a pensar que si dijeses e hicieses TODO lo que te apetece en el momento en el que te apetece, más de uno (¡y más de dos!) se quedaría petrificado?
Yo muchas veces. Odio a las personas que dan las cosas por echo, que creen que pueden predecir todo, y fingen que nada les sorprende, como si se tratase de la típica película americana. Y es que no me gusta representar un guión, ¡no!. 
Me encanta desconcertar a la gente (a algunos especialmente). Ver la cara que se le queda mientras no sabe que responder. Me pierde esa risa nerviosa de ''¿y ahora que te digo?'' acompañada de alguna muletilla y otra sonrisa nerviosa.

[Cuando sonríes estás mucho más guapo]

4 comentarios:

Alicia Alina D. dijo...

Oh, francamente yo tampoco quiero tener un guión de mi historia, ser como todos los demás. No quiero que mi vida pueda ser predicha, quiero ser diferente... como mucha gente que tiene sueños y no se conforma con esta cruda realidad de la que deseamos salir.

Buena música, buen blog y justo por eso, te sigo.

Un besito y nos leemos, ali.

Ester. dijo...

Me gusta tu blog, te sigo! :3

Srta. Liv dijo...

Como las preguntas que aveces los ninos les hacen a sus padres. Bonito;)

Polen Movement dijo...

Levantarte cada día y saber que todo va a ser tal y como quieras TÚ. A mi me encantaría mcuhas veces, hacer tantas cosas...
+preciosasentradas! Un Beso